Veranos de la Villa 2017. Norma Fierro, Ajo Micro Poetisa y Saul Williams. Madrid, 26 de julio de 2017.

Norma Fierro me temo que está rascándome el alma. Con miedo y con solaz. Porque ya me gustaría ser chico de plata y porque somos finitos. Y, algunos jugamos con amapolas y jeringuillas. Todos queremos vivir intensamente y sentirnos vivos destruyéndonos las venas. Con aroma de Rock & Roll y una terrible sensación de fragilidad, nos ronronea para que pasemos esa puerta hacia el lugar del que difícilmente regresaremos… Vivos. Tomando como excusa a Elvis ha contado sobre la juventud, la vida salvaje y el tiempo que quema.

Ajo Micro-Poetisa (con Judith Farrás como dj y ruidista) va jugando con palabras, palabrotas y paradojas para reírse de asuntos serios y convertirlos en algo entre astracanada y performance (que bien pensado, es lo mismo). En vez de tomarnos en serio la vida o sus versos, nos reímos. Que está muy bien. Ay, de todos los amantes. Pueden ponerse a temblar.

Nos dio a elegir entre levantarnos y volvernos locos o quedarnos sentados y relajarnos, y sin vacilar, nos pusimos de pie. Entonces nos ametralló con una andanada de balas jungle, beats, drum&bass y hip hop, y después de mezclarse con la multitud de la Cuesta de Moyano, arrancó un tema sampleando a Portishead. Ya era de noche, la policía no hacía acto de presencia, y era posible que los puestos de libros desaparecieran arrollados por un tornado. No sabía a qué venía y me he encontrado lo que quería. Uno de mis MC favoritos, cantando rabia con una elegancia radioactiva. Saul Williams sigue ahí. Hoy es un gran día.

Si quieres contar algo...