Niet! y Coffee Haters en Café la Palma. Madrid, 5 de julio de 2017.

Casi seguro que a Niet! le importa un carajo si bailamos. Ella solo pretende llevarnos a su mundo metálico y oscuro y que terminemos amando el roce de los remaches en nuestra piel. Pero cómo lo hará, que hipnotiza. Y a lo mejor, anestesia. Ella parece conocer la medicina para sanarnos, basada en el ensueño, las pesadillas y (finalmente, podemos bailar) y el Techno. Quién sabe, qué haría en nuestros cerebros esa metralleta punzante de bajos aliada con los químicos. ¿Alguien?

Mientras se despide con uno de sus temas más luminosos (que creo es I Saw the Light and it was a 20W Light Bulb), confiesa en un texto proyectado detrás suyo que no sabe por qué lo hace. Es obvio. Cuando sabes que tienes que regresar aquí abajo de nuevo, echas de menos ese lugar con todas tus ganas.

Coffee Haters son terribles. Balbucean un repertorio inconcreto a base de tropezones, con un batería que pierde el ritmo y un cantante que no sabe si cantar o buscar el siguiente acorde. Si van hacia algún lugar, no se sabe.

Si quieres contar algo...