MenEnd y Endecah en Siroco (Madrid). 28 de diciembre de 2016.

A Endecah le ha faltado un sonido apropiado para mostrar lo que pretende. Que las bases juegan con la electrónica, incluso coqueteando con sonidos ambiciosos o difíciles, que las letras tienen una lírica bastante personal y contenido, es tan obvio como que hoy no era el dia ni la sala era la buena. Pero no hay duda, el MC de Zaragoza es una caja de sorpresas, que hoy quedaron atoradas en una mala velada.

Menend va cabalgando canciones con temperamento de cachorro hiperactivo, creando una dinámica muy extraña entre la forma y el fondo, entre su euforia y la melancolía aterciopelada de su sonido. El show íntimo se le queda corto y tiene ganas de doblar cuellos y mover caderas. Testarudo como debe ser, anda cerca de conseguirlo. Y otra vez se salta las expectativas y hace lo que le da la gana, y logra que además, suene bien. La que puede liar si llega a convertirse en una estrella.

Si quieres contar algo...